domingo, diciembre 11, 2011

Batmobile 1966 de Elite

A mediados de la década de los 60 del siglo pasado, en 1966, la cadena ABC estrenaba una serie de TV llamada a quedar registrada en el imaginario popular, se trataba de las aventuras de Batman, adaptación a la pequeña pantalla del cómic creado por Bob Kane en los años 40. Sí es cierto que ya en 1943 se había estrenado el serial en blanco y negro 'Batman' y en 1949 'Batman y Robin' en idéntico formato, pero este proyecto era mucho más ambicioso. El popular personaje se unía a la lista de otros ilustres de las viñetas que habían dado el salto a la TV, Flash Gordon o Buck Rogers entre ellos. La nueva serie contaba con un formato muy peculiar denominado 'camp' que mezclaba el estilo serio con la broma y los gags.

La serie estaba protagonizada por Adam West en el papel de Batman y Burt Ward en el de Robin y al igual que el cómic narraba las aventuras del héroe justiciero que bajo un disfraz de murciélago impartía justicia en la despiada ciudad de Gotham. Contrariamente a Superman con sus poderes sobrenaturales, Batman es en realidad un humano corriente, el millonario Bruce Wayne, que recurre a su ingenio y se dota de todo tipo de gadgets para combatir a los malos, siendo uno de los más populares su espectacular automóvil, el Batmobile.

A la hora de realizar el Batmobile se recurrió a última hora al peculiar George Barris, diseñador de custom cars y otros vehículos para la TV y el espectáculo, famoso por su estilo recargado y kitsch. El coche se basó en el Lincoln Futura, un concept car de la Ford Motor Company diseñado por Bill Schmidt usado para la promoción de la empresa en los salones del motor, aunque también apareció en la película 'Started with a kiss' con Debbie Reynolds y Glenn Ford.

Barris perfiló el diseño del Futura para adaptarlo a la idiosincrasia del hombre murciélago. El capó se ensanchó y la cola se modificó para colocarle una turbina y unos paracaídas para frenadas de emergencia. Un detalle muy característico fue el parabrisas y el cristal trasero con forma de cúpula, elementos que se modificaron para añadir una barra antivuelco. En el interior había un teléfono, un batescopio (para localizar a los enemigos) y una pantalla con cámara de video. El color blanco del Futura fue sustituído por el negro y ribeteado en rojo. Las llantas recibieron el emblema del murciélago que permanecía sin moverse aunque las ruedas giraran.

Cuenta el doble y especialista Hubie Kurns que el mantenimiento del Batmobile entre rodajes era una constante, pues la mecánica original del Lincoln ya estaba muy desgastada, por lo que se le dotó de un nuevo motor Ford V8. George Barris fabricó varias réplicas más basadas en el Ford Galaxy con un potente motor de 7.000 cc (427 ci). Estos coches una vez finalizada la serie fueron expuestos en ferias, convenciones y salones del automóvil a lo largo y ancho del mundo.

Contrariamente a lo expuesto en el post sobre el Equipo A, la serie de Batman clásica nunca fue santo de mi devoción, pues ya la vi muy tarde y creo que ha envejecido muy mal, con todo, creo que el Batmobile es un clásico imprescindible, y lo cierto es que la miniatura de Elite, la primera de una serie dedicada a los coches de películas y televisión goza de un acabado impresionante, creo que en la línea de las mejores marcas de diecast. Se trata de una miniatura que impresiona por su tamaño y por su tremendo nivel de detalle y que puede encontrarse a muy buen precio.

2 comentarios:

Juanh dijo...

Hermoso batimovil; Batman fue una de las series que me apasionaron en mi niñez, era imposible no estar frente al TV a la hora que la pasaban.
Abrazos!

Gaucho Man dijo...

santo ícono batman!

siendo superhéroe pampeano, yo también soy batmánico,
y amo a este auto que forjó momentos gloriosos de mi infancia.
tienes razón que la serie ha envejecido mal;
es más, si no fuera por este batimovil inmortal, nadie recordaría la serie de las onomatopeyas de colores.

hermoso modelo tienes keko.