domingo, marzo 28, 2010

Jaguar SS 2.5 Saloon de Oxford Automobile Company

Siempre que hemos tratado sobre una berlina Jaguar hemos destacado esa perfecta e inigualable mezcla de lujo y deportividad que las ha caracterizado y, por supuesto, sus primeros modelos, que salieron a la venta hacia la mitad de la década de los 30 del siglo XX, eran un fiel reflejo de ello.

La Swallow Sidecars Ltd fue fundada en 1922 en la localidad inglesa de Blackpool por Williams Lyons y, tras la II Guerra Mundial, en 1945, cambió su nombre por Jaguar Cars. La empresa tenía un anagrama protagonizado por el acrónimo SS bastante destacado, por lo que sus responsables quisieron despejar cualquier coincidencia con el nazismo.

En 1935 aparece el primer Jaguar de la todavía Swallow Sidecars, el deportivo biplaza SS 100 con motores de seis cilindros de 2,5 y 3,5 litros de cilindrada. Tres años más tarde aparecen tres nuevas carrocerías, un elegante coupé, un descapotable denominado drophead coupé y un sedán de cuatro puertas. Los SS incorporaban un chasis de largueros cruzados sobre el que se montaban las elegantes carrocerías de acero prensado de líneas esbeltas y elegantes. En el interior destacan el salpicadero en madera de nogal francés y los asientos y guarnecidos de las puertas en cuero Vaumol.

Los nuevos SS Saloon podían comprarse con tres opciones de motor diferentes, un cuatro cilindros de 1,8 litros (SS 1.5) fabricados por Standar Motor Company, y los dos seis cilindros (SS 2.5 y SS 3.5) que fabricaba Jaguar. La versión que nos ocupa, el SS 2.5, montaba un motor de 2,7 litros de cilindrada y 102 cv de potencia alimentado por dos carburadores SU.

En 1945, los sedanes Jaguar SS de la Swallow Sidecars fueron relanzados bajo el nombre de MK IV y ya bajo la marca Jaguar. Anteriormente, las siglas SS no fueron ningún hándicap a la hora de que destacados miembros de la sociedad británica, como el premier Winston Churchill o la propia reina poseyeran uno. Se dice que William Lyons adoptó el nombre de Jaguar porque dicho felino propio de las junglas de Centroamérica y Sudamérica es un cazador rápido y letal a la par que de un porte muy elegante y así es como él veía y siempre vio a sus coches, deportivos y de altas prestaciones pero nunca faltos de clase y elegancia.

La miniatura que hoy les presentados ha sido realizada por la marca de nuevo cuño Oxford Automobile Company de la que ya hemos mostrado otros modelos, también británicos. Se trata de una miniatura muy bien realizada de uno de los modelos más antiguos y menos comunes de Jaguar. Los Oxford cuentan con un acabado muy trabajado y un precio relativamente bajo, por lo que los hace de las miniaturas de coleccionista con mejor relación calidad-precio del mercado actual. En este Jaguar destaca especialmente por su buena manufactura el conjunto delantero de faros así como las llantas de radios, que nada tienen que envidiar a las hechas de metal fotograbado de otros fabricantes. Oxford ofrece su Jaguar SS 2.5 en tres combinaciones de color, beige, negro y este destacado rojo fuerte. La miniatura no debería de faltar en la colección de todo buen amante de los clásicos británicos.

No hay comentarios: