jueves, octubre 08, 2015

Mercedes 190 SL R121 de Minichamps





El éxito obtenido por el 300 SL, un automóvil que nada más nacer fue acreedor de los calificativos "carismático" y "legendario", animó a Mercedes a completar la recién nacida nueva Clase SL con un nuevo modelo que aprovechase el tirón del popular 'Gullwing'.  Un primer prototipo fue mostrado en el Salón de Nueva York de 1954, sólo meses después del lanzamiento del 300 SL. La ciudad Norteamericana era lugar idóneo para su primera presentación dado que el grueso de la producción de deportivos y descapotables europeos se vendía allí, en los Estados Unidos. Finalmente, en mayo de 1955, el 190 SL inicia su vida comercial.

Mercedes tomó como base un chasis recortado de su berlina 180 W121 al que colocó una carrocería tipo roadster de dos plazas. Su diseño, obra de Karl Wilfert y Walter Häckert, era muy similar al de su hermano mayor, el 300 SL, siendo éste precisamente la baza principal con la que Mercedes quería lograr un nuevo éxito comercial. bajo el capó se colocó un motor de cuatro cilindros y 1,9 litros similar al empleado en las berlinas W121, sólo que con doble carburación, lo que le proporcionaba una potencia de 106 cv. Más adelante, dicha potencia subió hasta los 120 cv gracias a la modificación de sus carburadores Sólex. 

El 190 SL nació con la filosofía de ofrecer un 300 SL más económico y, por tanto, con mayor perspectiva comercial. Sin embargo, el parecido entre ambos modelos fue meramente estético, puesto que el 190 tenía una vocación más burguesa. Sí es cierto también que pese a sus buenas cifras de ventas, el éxito no fue el esperado y es que el 190 SL era notablemente más costoso que sus principales competidores. Al cese de su producción, en febrero de 1963, Mercedes había vendido 25.881 unidades. Apodado como el 'Coche de las Estrellas', su mayor éxito lo vivió entre los actores de Hollywood, de hecho en la película musical 'Alta Sociedad', Grace Kelly y Frank Sinatra fueron inmortalizados a bordo de un 190 SL en color gris plata. Fue propietaria también de un 190 SL la polémica Rosemarie Nitribitt, una chica de compañía de alto standing cuya violenta muerte supuso un escándalo en la Alemania de los 50

Sin duda alguna, si hay una marca de miniaturas especialista en realizar excelentes reproducciones de Mercedes clásicos, esa es Minichamps. Sus réplicas a escala de los clásicos de la firma de la estrella están a otro nivel respecto al resto. Y además cuentan con un nutrido catálogo y son fáciles de encontrar y asequibles. Hoy presento uno de mis Mercedes favoritos, el precioso 190 SL en su versión de techo descubierto y con una de las combinaciones de color más propias en este coche, con la carrocería beige y el interior en rojo oscuro. El modelo cuenta con un molde muy bueno, bien rematado y con proporciones adecuadas. La terminación sin ser perfecta es muy efectiva, eso sí, se echa de menos más trabajo en los adornos cromados, pues muchos simplemente están pintados sobre la carrocería.

No hay comentarios: