martes, octubre 13, 2009

BMW 635 CSi E24 de Minichamps


En marzo de 1976 BMW creyó que era el momento de reemplazar a los exitosos coupés CS y CSL, que tanto éxito habían acaparado tanto en la carretera como en los circuitos. El nuevo modelo se conoció internamente como E24 pero fue bautizado como la serie 6. Su aspecto era muy parecido al del serie 7 E23, de hecho utilizaba exactamente el mismo tren delantero.


Fue el diseñador Paul Braq, en cuyo currículum constaba la realización de las líneas del mítico Mercedes SL Pagoda o la clase S W108/109 también de la marca de la estrella, el que se hizo cargo de las líneas del nuevo coupé de BMW. Básicamente su estilo es muy aldel Serie 7 E23, destaca especialmente el agresivo diseño en pico de su frontal, el cual aglutina a la perfección algunos de los rasgos estilísticos más clásicos de BMW como la parrilla central en forma de doble riñón y sus grupos ópticos gemelos. Pese a ser un coupé de gran tamaño y derivado de una berlina tan burguesa como el serie 7, el serie 6 era un coche de conducción súmamente deportiva. Sea como sea, el serie 6 es hoy por hoy uno de los coches más exitosos de BMW y además es muy admirado por los fans de la marca bávara y de los autos de altas prestaciones.

En un principio se ofrecieron dos versiones, el 630 CS y el 633 CSI. Dos años después aparece una versión más potente y deportiva, el 635 CSI, cuyos rasgos distintivos eran su caja de cambio de cinco velocidades de relación cerrada y su alerón trasero negro mate. En 1979, el 630 CS de carburador es sustituído por el 628 CSI, que incorporaba un motor de 2.8 litros procedente de la Serie 5.

En 1982 el por entonces tope de gama de la Serie 6, el 635 CSI, recibe una serie de mejoras tanto a nivel cosmético como mecánico. Es quizás este último aspecto el más importante, pues se le incorpora un motor nuevo, de casi idéntica cilindrada a la anterior y de igual potencia, 218 cv, pero dotado de un nuevo sistema de inyección Bosch Motronic (en sustitución del L-Jetronic), que lo hacía más efectivo. Con este nuevo motor era posible elegir la caja de cambios de cinco velocidades manual de relación abierta o una automática. Un año más tarde, en el Salón de Frankurt se presenta una versión aún más radical desarrollada por el departamento M Motorsport. Se denominó M635 CSI y luego simplemente M6. Aparte de las diferencias en el exterior, el motor del M producía 286 CV de potencia, casi 70 más que el 635 estándar.

El Serie 6 E24 estuvo en producción hasta 1989, fecha en que BMW introdujo su sustituto, el E31 o Serie 8, un coupé más grande, más pesado y más complejo que el E24, aunque con todo el encanto que siempre han irradiado los grandes coupés de BMW.

Después de muchos años de espera Minichamps vuelve a reeditar todo un clásico de su catálogo, el 635 CSI. No obstante, BMW, a través de su red de venta de piezas y recambios ofrecía en sus concesionarios un atractivo estuche con el 635 CSI y el 645 CI actual. La nueva edición del Serie 6 viene en color grafito con las clásicas franjas negras en los laterales. Pese a llevar el emblema de M Motorsport en la trasera, se trata de un 635 CSI estándar. Las formas y proporciones de la miniatura son totalmente correctas y en materia de acabado se ha conseguido un nivel superior a las anteriores ediciones. Está claro que es una miniatura muy querida y que seguro se volverá a vender muy bien después de varios años sin que estuviese en el catálogo.

No hay comentarios: